Saltar al contenido
Decoam Cooperativa

Caos con la renta mínima.

20/08/2020
  • Como ocurre con los ERTE, también hay retrasos con el ingreso mínimo vital. El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones ha indicado que de las más de 700.000 solicitudes presentadas solo se han aprobado 3.966.

El colapso en la administración no solo está provocando retrasos en el cobro de los ERTE sino que ahora también está afectando a las solicitudes para recibir el ingreso mínimo vital, la medida estrella del Gobierno de coalición formado por PSOE y Unidas Podemos con la que señalaron que se beneficiarían unas 850.000 hogares, unos 2,3 millones de personas, para reducir en un 80% la pobreza extrema de España tras la crisis del coronavirus.

La renta mínima se puede solicitar desde el pasado 15 de junio y el Gobierno no ha aprobado todavía ni el 1% de las solicitudes recibidas para el cobro del Ingreso Mínimo Vital, según señala el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones en una notificación emitida a través del portal de Transparencia y publicado por  «La Información».

El propio ministro José Luis Escrivá señaló que en poco más de mes y medio ya habían recibido más de 700.000 solicitudes. Sin embargo, en la mencionada página web admite que a día 7 de agosto apenas se habían validado 3.966 peticiones de este subsidio que a finales del mes de julio, lo que representa un 1% de solicitudes.

A las solicitudes aprobadas hay que sumarle los 74.000 a los que el Gobierno abonó la ayuda desde el primer momento. En cualquier caso, actualmente tan solo cerca de 80.000 familias son la beneficiadas de esta ayuda, menos del 10% de lo calculado por el Ejecutivo.  

¿Por qué se está retrasando el pago de la renta mínima?

El colapso administrativo se ha producido por las trabas burocráticas, las interferencias con las rentas mínimas autonómicas y la falta de funcionarios en la plantilla de la Seguridad Social. Este último motivo es el más importante ya que retrasa la tramitación de las solicitudes recibidas. Una situación que también se repite con los pagos de los ERTE.

Hace unas semanas, los propios trabajadores ya denunciaron al sindicato CSIF esta carga de trabajo. «Los trabajadores doblan turnos, trabajan los siete días de la semana, aportando sus propios recursos técnicos. Cada empleado está tramitando de media unos 100 expedientes diarios, con un alto grado de complejidad», explicaban en relación a los ERTE.  

Solicitudes con «un porcentaje alto de errores de documentación»

El ministro Escrivá ha escrito a través de su cuenta de Twitter que gran parte de culpa también la tienen aquellas solicitudes que «se presentaron muy rápidamente», que «son las más avanzadas en la tramitación» y que «parecen tener un porcentaje alto de errores de documentación, que han de subsanarse». 

Además, el propio ministro reconoce tácitamente el atraso sufrido con la tramitación de estas ayudas y ha señalado que se darán datos sobre el ingreso mínimo vital «cuando los tengamos en un formato y una calidad suficiente; estamos trabajando en ello»

Abrir chat
1
Hola, ¿en que podemos ayudarte?