Cuatro de cada diez autónomos, sin ingresos en sus negocios

Los autónomos son uno de los colectivos más golpeados por esta pandemia del coronavirus y han visto cómo sus ingresos se reducían de la noche a la mañana drásticamente pero no sus gastos. Concretamente, siete de cada diez trabajadores por cuenta propia (el 73,9%) se encuentra actualmente confinado en sus casas, de los cuales algo más de la mitad (el 50,4%) afirma que está además sin trabajar absolutamente nada, el 12,6% dice que está teletrabajando con limitaciones tecnológicas mientras otro 10,9% lo hace sin ningún tipo de limitación, según una encuesta publicada este jueves por ATA tras entrevistar a cerca de 1.900 emprendedores.

Ante esta situación, el 40,2% de los autónomos encuestados afirma que su negocio ha descendido un 100%, es decir, que no factura nada, mientras que uno de cada cuatro (el 27,5%) sostiene que su actividad se ha visto reducida en un 50% y el 10,6% cifra dicha bajada en un 75%. Sin embargo, solo han solicitado la nueva ayuda por cese de actividad aprobada por el Gobierno uno de cada tres, concretamente el 32%, mientras que el resto dice que no lo ha hecho, la mayoría porque no ha cerrado su negocio completamente. Se estima que serán más de un millón de emprendedores los que se beneficiarán de esta compensación de al menos 661 euros al mes (o el equivalente al 70% de la base reguladora) y que ya mañana cobrarán cerca de 800.000 personas después de resolverse favorablemente el 98% de las tramitadas, según datos de la Seguridad Social.

Por el contrario, únicamente el 3,7% de los autónomos encuestados señala que su actividad no ha bajado e incluso el 2,6% ha aumentado su carga de trabajo en este periodo de confinamiento.

Ante esta crisis que aún no tiene fecha de caducidad, el pesimismo se instala en este colectivo y uno de cada cinco autónomos encuestados (el 19,3%) afirma que se va a ver obligado a reducir plantilla y un 8,2% señala incluso que va a tener que dejar de tener empleados; es decir, casi un 30% tendrá que realizar despidos, mientras que la mitad confía en que se mantendrá igual. Por ello, casi uno de cada tres trabajadores por cuenta propia se está planteando cerrar su negocio, aunque desde ATA no creen que esto llegue a materializarse sino que es fruto de la incertidumbre actual y el difícil momento que están atravesando.

Pocas bajas y muchos ERTE

Pese a este desplome generalizado de la actividad, apenas el 4,2% del colectivo se ha dado de baja en la Seguridad Social, mientras que prácticamente nueve de cada diez sigue cotizando como autónomo. Lo que sí ha tenido mayor acogida es otra de las medidas puestas en marcha por el Gobierno: la posibilidad de presentar un ERTE por fuerza mayor. Así, de casi el 60% de los encuestados que tiene trabajadores a su cargo, cerca de la mitad lo ha realizado: concretamente un 46,2%, de los cuales el 41% lo ha aplicado al 100% de la plantilla y un 5,2% al 50% de sus empleados. Por el contrario, un 32,3% afirma que no lo ha hecho y mantiene él a todos sus trabajadores, mientras que un 16,5% señala que no ha tenido más remedio que reducir plantilla y despedir a algún trabajador. Así, casi la mitad o han despedido ya o piensan hacerlo.

FUENTE: HOY.ES